Salud

1.  Primera Cumbre de las Américas, Miami, USA (diciembre de 1994)

La Cumbre de Miami a través de la Iniciativa 17 del Plan de Acción, confirmó un fuerte compromiso con los servicios básicos de salud. Observando que las desigualdades con respecto al tema de salud han resultado en la persistencia de una elevada mortalidad materno-infantil, particularmente entre los pobres de las zonas rurales y los grupos indígenas, los gobiernos se comprometieron a llevar a cabo las siguientes acciones:

  1. Período entre las Cumbres (enero 1995 – marzo 1998)

Se realizaron grandes avances con respecto a los compromisos contraídos en Miami durante el período de 4 años que existió entre las Cumbres. Los más importantes de estos avances incluyen:

  1. Control y Reducción de Enfermedades:

El Consejo Gubernamental de la OPS se reunió en septiembre de 1995, y adoptó un plan Regional para combatir la amenaza de enfermedades nuevas, emergentes o re-emergentes reduciendo la frecuencia de enfermedades transmisibles en el hemisferio. El Plan trató tanto las nuevas enfermedades como el control de las cuatro mayores enfermedades transmisibles del Hemisferio como lo son el sarampión, la malaria, el dengue, y el VIH/SIDA.

Sarampión: La Primera Dama de los Estados Unidos, Hillary Rodham Clinton, lanzó un Programa de Eliminación del Sarampión en la OPS en 1995. Los casos se redujeron de 23.583 en 1994 a 2.109 en 1996, a pesar de que el número de casos aumentó a 18.000 el año siguiente debido a los 17.000 casos ocurridos en Brasil debido al brote de sarampión de San Pablo. El brote en Brasil, y la igualmente dramática reducción en todo el Hemisferio, reveló la crucial importancia de los programas de vacunación.

Malaria: La OPS instituyó programas para desarrollar y diseminar políticas nacionales, preparar manuales para su tratamiento clínico, y organizar cursos especializados y de posgrado con el objetivo de fortalecer los programas locales de salud de los países mas afectados por la enfermedad, como Brasil, Colombia, Perú, y Venezuela.

IVH/SIDA: La destructividad de esta enfermedad fue resaltada en la Conferencia Internacional sobre SIDA (Vancouver, Canadá, julio de 1996). La OPS y el Programa Conjunto de las Naciones Unidas sobre SIDA (UNAIDS) instituyeron un plan regional que resultó en numerosas iniciativas significativas en este campo, incluyendo:

La OPS ha trabajado con los países para desarrollar un paquete de servicios básicos de salud y para idear mecanismos para revisar el proceso del cuidado de la salud. Las reuniones periódicas de las Primeras Damas de las Américas le ha dado un importante ímpetu al progreso de los problemas de salud. Los Gobiernos de las Cumbres han comenzado una gran cantidad de actividades nacionales sobre Salud de gran alcance. México lanzó un programa ambicioso de 5 años, el Programa Nacional de Acción en Apoyo de los Niños. Canadá desarrolló esfuerzos innovadores, incluyendo el de Programa de Educación Intensivo para los Niños Aborígenes (Aboriginal Head Start Program); y en los estados Unidos el Presidente Clinton anunció el primer programa nacional para la proteger a los niños de la adicción al tabaco y a la nicotina.

  1. Reducción de la mortalidad infantil:

Mortalidad Infantil: La mortalidad infantil es un tema significativo en el Hemisferio. Las tasas de mortalidad infantil van desde el siete por cada mil nacimientos en Canadá al 98 por cada mil en Haití. La mayoría de los otros países del Caribe, así también como Argentina, Chile, Costa Rica, Panamá, Puerto Rico, Uruguay y Venezuela tienen una tasa de mortalidad de entre un 10 y un 30 por mil. En la actualidad, mas del 80% (promedio) de niños menores de un año esta inmunizado contra difteria, tétanos, tos convulsa, polio, y sarampión.

Mortalidad Materna: Solo Canadá y los Estados Unidos tienen tasas menores a las 20 muertes por cada 100.000 nacimientos con vida. Tanto Argentina, Costa Rica, Chile, México, Puerto Rico, y Uruguay tienen tasas que van desde 20 a 49 por cada 100.000 nacimientos con vida. Bolivia, Guatemala, Haití, Honduras y Perú poseen mas de 150 muertes maternas por cada 100.000 nacimientos con vida. Los restantes países del Hemisferio muestran tasa que varían entre 50 y 149. La mayoría de estas muertes resultan de hemorragias, abortos, e hipertensión.

Se han realizado una gran cantidad de esfuerzos para reducir estos números. Estos incluyen:

Finalmente, muchos países están desarrollando un paquete básico de cuidado de la salud que incluye el acceso a la planificación familiar y que será garantizado a todos los ciudadanos. En los países del Hemisferio, el uso de anticonceptivos esta cerca al 70% entre las mujeres que están en pareja y que utilizan algún método de planificación familiar. La calidad del cuidado es un elemento esencial en cuando se brindan servicios sobre salud reproductiva, y muchas iniciativas están promoviendo la calidad del cuidado en las áreas de planificación familiar, maternidad segura, y prevención del IVH/SIDDDA y cáncer de útero. La coordinación conjunta de USAID, la Agencia Canadiense para el Desarrollo Internacional, la Agencia Sueca para el Desarrollo Internacional, la Sociedad Alemana para la Cooperación Técnica, y otros donantes han elevado los esfuerzos del cuidado de la salud a una mayor eficiencia.

Reforma y Revisión del Cuidado de la Salud; Reunión Especial de los Gobiernos del Hemisferio con los Donantes.

La OPS, junto con sus copatrocinadores, ha cumplido el mandato de la Cumbre de Miami "convocaran una reunión especial de los gobiernos del Hemisferio con los donantes y los organismos técnicos internacionales interesados……para definir el papel de la OPS en la supervisión de la ejecución regional de los planes y programas nacionales". Esta reunión, la Conferencia sobre la Reforma del Sistema de Salud, se llevo a cabo en Washington D.C. en septiembre de 1995 en la sede de la OPS con la cooperación del BID, el Banco Mundial, la OEA, la CEPAL, la FNUAP, UNICEF, USAID y el Gobierno Canadiense. La conferencia brindó información importante para que la utilicen los países en la valuación de sus sectores de salud, y brindo apoyo a organismos internacionales, incluyendo la OPS, para que puedan fortalecer su papel de apoyar y revisar los logros de los objetivos de Salud de la Cumbre.

Como resultado de la reunión especial, el Consejo Directivo de la OPS adoptó una resolución por medio de la cual solicita que los estados miembros den prioridad a las reformas del sistema de salud como mecanismo para garantizar el acceso igualitario a los servicios básicos de salud y lograr mayor eficacia y eficiencia en las actividades del sector de la salud. El Consejo Directivo también solicitó que las los organismos de cooperación aumenten su apoyo a la reforma del sistema de salud. Además, se decidió que la OPS, junto con los países y los organismos de cooperación, deberían desarrollar (a) mecanismos de evaluación nacional para controlar el proceso de reforma del sistema de salud y sus resultados; y (b) una red de información Interamericana para brindar apoyo a la reforma.

En la actualidad, la OPS esta dando cumplimiento a este mandato. La red de información que está siendo creada para el intercambio de experiencias sobre la reforma del sistema de salud incluye la cooperación de autoridades nacionales, organismos de cooperación, universidades, ONG, y proveedores y usuarios del sistema de salud. Con el fin de apoyar el esfuerzo de controlar la reforma al sistema de salud y de promover la formación de un consenso, se llevaron a cabo seminarios sub-regionales en los siguientes países: Costa Rica (con la colaboración del BID y el Banco Mundial); Jamaica (con la contribución de la Comunidad Caribeña, CARICOM); y Guatemala (copatrocinada por el Consejo Centro Americano de Instituciones de Seguridad Social). Se llevaron a cabo eventos similares a nivel nacional en Uruguay, Chile, y Perú.

Asimismo, se han llevado a cabo varios proyectos de investigación y estudios sobre los procesos de reforma. Por ejemplo, el BID y la OPS con la ayuda de autoridades nacionales, el Banco de Desarrollo del Caribe, y el Banco Mundial hicieron un "Estudio Regional sobre el Sistema de Salud del Caribe". En 1996, la OPS organizó una competencia de investigación sobre Aspectos Financieros y Organizativos de la Reforma del Sistema de Salud; se seleccionaron cinco proyectos (en Brasil, Uruguay, Perú, Colombia y Costa Rica) de entre mas de 90 propuestas. Además, se han dedicado grandes esfuerzos al proceso de reforma del sistema de salud. La OPS ha ayudado a los siguientes ocho países en el desarrollo de planes nacionales: Barbados, Bolivia, Chile, República Dominicana, Ecuador, Guatemala, Paraguay y Perú. Los mismos países han establecido comisiones nacionales para la reforma del sistema de Salud. Las comisiones actúan como mecanismos de formación de consenso entre los varios grupos de interés, facilitando la preparación de propuestas y la formulación de la legislación propuesta.

Se ha prestado especial atención a la dirección de recursos humanos en el sector de la salud. Se han realizado varios seminarios de trabajo en diferentes países en el área de dirección integral, administración de personal, evaluación de rendimiento, y capacitación.

La Red Interamericana sobre Economía y Financiamiento de la Salud:

En 1994, el Instituto para el Desarrollo Económico del Banco Mundial, La OPS, y el Centro Interamericano para los Estudios sobre Seguridad Social establecieron la Red Interamericana sobre Economía y Financiamiento de la Salud (REDEFS) con el fin de promover capacitación, investigación, y actividades informativas sobre economía y financiamiento de la salud. Las tres organizaciones fundadoras unieron sus recursos para desarrollar un programa para fortalecer las capacidades nacionales en la economía y el financiamiento de la salud.

Desde la Cumbre, REDEFS ha llevado a cabo las siguientes actividades:

Papel de las Primeras Damas de las Américas:

Las Primeras Damas de las Américas han tenido un papel importante en los objetivos de la iniciativa sobre el Acceso Igualitario a los Servicios Básicos de Cuidado de la Salud de la Cumbre de Miami. En su simposio en la Cumbre de Miami y en reuniones hemisféricas posteriores de Primeras Damas, tomaron iniciativas que llevaron al progreso en sus países en temas tales como mortalidad infantil, mortalidad materno-infantil, violencia contra las mujeres, y enfermedades de transmisión sexual. En sus reuniones en Paraguay, las Primeras Damas adoptaron la Declaración de Paraguay, la cual reconocía la importante unión entre la salud y la educación tanto de la madre como del niño y confeccionaron una lista de ocho actividades especificas que las Primeras Damas llevarían a cabo en lo que respecta a la salud materno-infantil.

 

[Miami Summit/tracker.htm]